Correo del sur, 23 de mayo 2012 (Bolivia)